675 Views |  Like

DESDE ‘…ME CHOCARON…’ ‘HASTA ‘LADY 100 PESOS’

FacebookTwitterGoogle+

Conducir en estado de ebriedad, intentar corromper a las autoridades e insinuárseles. O ser una policía y tomarse fotos topless arriba de una patrulla, son vistos por muchos usuarios de las redes sociales como factor sexy.

¿Popular en la red?… en los últimos meses nuevamente las redes sociales mostraron su poder –en ocasiones mal entendido- al llevar a personajes que cometieron delitos a convertirse en estrellas populares y con miles de seguidores. Incluso, en los dos impresionantes casos de Lorena Aguirre alias “Lady 100 pesos”, en Guanajuato, y de Nidia García, la ex policía en topless de Nuevo León, ambas protagonistas también recibieron miles de halagos por sus características físicas.

Este polémico fenómeno de la viralidad de imágenes en la red inició popularizando gente que se volvió personajes gracias a videos que incluso eran inocentes, como el pequeño Edgardo Martínez que en la grabación difundida en 2006 cae a un arroyo en los alrededores de Monterrey, Nuevo León: “La Caída de Édgar”, más de 48 millones de views actualmente en You Tube.

Pero al siguiente año, en 2007, el conducir en estado de ebriedad inmortalizó, también en Monterrey Nuevo León, a Dulce Sarahí Villarreal: “Yo no Choqué, me Chocaron” con más de 8 millones de views en You Tube. Al igual que en 2008 a Guillermo López Langarica: “Me Amarraron como Puerco”, en Jalisco y con más de 6 millones de views, y quien paradójicamente murió atropellado por una mujer precisamente en estado de ebriedad.

Y es que la polémica está en la vulgarización del delito, el mostrar que conducir en estado de ebriedad, no es motivo de una afectación de la imagen personal para un amplio sector de los usuarios de la red.

Es decir, está mal, pero para muchos el personaje se convierte en un ente simpático pese a delinquir y poner en riesgo la vida de los demás.

Justamente es lo que ocurrió con Lorena Aguirre, “Lady 100 pesos”, en Guanajuato, el pasado mes, al chocar en obvio estado de alcoholización, resistirse al arresto, tratar de corromper a la Policía Municipal con 100 pesos y luego bajarse el vestido de los hombros para provocar a los uniformados, además de mostrar que no portaba ropa interior.

Pero con tan sólo 18 años y grandes ojos verdes, los usuarios de la red pasaron de criticarla, a enviarle halagos por su físico. El delito, la irresponsabilidad y la imagen negativa que esto origina, pasaron a segundo término.

Otra vez la misma polémica en un mundo donde todos pueden grabar un video comprometedor contra quien sea. La violación a la ley para muchos se convierte en un simpático error humano. Es decir, la apología del delito, del conducir ebrio e intentar corromper a las autoridades, acción que no le cae nada bien a una sociedad mexicana inmersa en la corrupción.

DE LA PATRULLA AL TABLE DANCE

Y otra historia que no tiene desperdicio cuando se trata de apología de la violación a las reglas en las redes sociales: Nidia García, quien aparentemente no tenía futuro en el cuerpo de Policía de la Secretaría de Seguridad Pública del Municipio de Escobedo, en Nuevo León, ahora es bailarina de table dance en distintos antros de toda la República, gracias a que fue cesada por el Ayuntamiento luego de posar en topless arriba de su patrulla.

En un principio la uniformada posteó mensajes de arrepentimiento y aseguró sufrir daños psicológicos por la enorme afluencia de seguidores en redes sociales y los comentarios sobre su foto, que aseguró alguien más subió a la red.

Posteó: “Buenas tardes pido una disculpa enorme a la Secretaría y Justicia de Proximidad y más a mi municipio de Escobedo por dicho acto inmoral de mi parte, dado que yo sería incapaz de subir una foto en ese modo, me siento indignada por el gran daño que ocasiona que saliera en esa foto, el daño a mis dos hijas, seguido de mi esposo, mis padres, hermanos y familia entera”.

Pero luego del escándalo fue buscada por productores y contratistas de espectáculos para debutar en Cancún como bailarina topless.

La ex uniformada fue contratada por Producciones Rodríguez.

Mario Rodríguez, de esa casa productora, dijo que ante el ‘boom’ que tuvo en redes sociales y los miles de seguidores, el show de Nidia contempló un set para tomarse fotografías con la bailarina.

Nuevamente el violar las reglas, se convirtió en el futuro próspero de un personaje en las redes sociales. ¿Qué sigue?…